11 Septiembre, 2011 | RSS
Buscar
Inicio Saludo Biografía La opinión de... Normas del Foro Contacto
“El éxito sin honor es un fracaso” Anónimo
CATEGORÍAS

¿Hasta donde y hasta cuando?

La pasada noche alguien entró, violentamente, en la tienda de decoración, propiedad de mi mujer. En su visita revisaron y pudieron sustraer documentos contables de su sociedad y de otras empresas. Se da la circunstancia de que, en un despacho del local, trabaja la persona que se ocupa de la contabilidad de varias sociedades familiares y allí se guardan los documentos y soportes informáticos de esas entidades.

No parece que fueran vulgares ladrones. Se trata de una tienda de muebles y objetos de regalo y decoración, que no tiene puerta de calle. Tampoco parece que, en un establecimiento de este tipo, se busque dinero u objetos de valor. Y tampoco parece razonable que, a simples rateros, les preocupen los documentos de contabilidad, las facturas y las declaraciones de hacienda, IVA, etc.

No quiero ver fantasmas ni conspiraciones, pero empiezo a estar razonablemente preocupado por mi familia y por su tranquilidad y seguridad. Sabía que, con mi decisión de pretender ocupar un cargo en el que era considerado un intruso, me había introducido en un mundo difícil y con muchas aristas, pero nunca pensé que pudiera llegarse tan lejos.

No soy muy aficionado a películas de terror, pero son demasiados episodios que recuerdan al mundo de la mafia, como para empezar a intranquilizarse. Mi hija mayor ya tuvo que vivir con protección personal durante tres meses ante una serie de amenazas a que fue sometida exigiendome que, en su día, presentara la dimisión; mis tres hijos han estado recibiendo numerosas llamadas, mensajes amenazantes y visitas a sus casas por las informaciones de un desaprensivo que, en sus programas radiofónicos, informaba todas las noches que habían “robado” sus pisos a los pobres ciudadanos que las merecían más que ellos y, según publicó hace unos meses una revista de gran tirada, un conocido empresario español destinó un millón de euros a espiarnos y vigilarnos a mí, a mi mujer y a mis hijos, tanto en España como en algunos viajes al extranjero, contratando para ello detectives españoles e italianos. Entre sus investigaciones e informaciones a su cliente le facilitaron fotografías de la tienda de mi mujer, a la que acudieron y por la que se pasearon realizando numerosas preguntas a una de las dependientas.

Espero y deseo que este nuevo y desgradable incidente no tenga ninguna relación con los enemigos de mi última etapa. A ellos debiera valerles con la ayuda que reciben, cada vez que lo necesitan, para que se publiquen y difundan noticias sesgadas, malintencionadas y difamatorias.

Y, por favor, una vez más, les ruego que dejen en paz a mi familia. Evitarles disgustos y problemas fue la razón fundamental de mi dimisión y, ni tuvieron, ni tienen nada que ver en esta guerra. Y sepan que lo único que van a encontrar en el pasado de nuestra familia es trabajo, honradez, sacrificio y esfuerzo para salir adelante partiendo de cero y sin herencias de por medio.

4 Comentarios

  1. Señor Calderón

    Quiero transmitirle mi más sentido apoyo y admiración por usted por lo que tuvo que pasar y por lo que todavía tiene que sufrir.
    Cuando usted se fué, me afectó mucho enterarme que habían atacado a su familia, pero no conocía tantos detalles como aquí explica. Verdaderamente triunfó la maldad como usted dijo, pero no podía hacer otra cosa, para que dejaran a su familia, que dimitir. Pero es tanta la miseria humana que tiene Florentino dentro de sí que no cesa en su empeño de hacerle daño. Realmente no hace falta ser un muy inteligente para ver que no es casualidad que Florentino se gastase 1millón de euros en investigarle a usted y atoda su familia y que ahora entren en la tienda de su mujer a por toda la documentación.
    No hay derecho que haya extorsionado y amenazado a sus hijos, quiero que sepa que somos muchos los que estamos con usted, aunque no tengamos voz en la Secta Nazi de Comunicaciones que ha creado Florentino.
    Mucho ánimo, y le diré un dicho que me gustó mucho al leerlo:
    “Con la mentira se puede viajar muy lejos, pero no hay billete de vuelta”.
    Ánimo presidente!

  2. Uno q pasaba x aki

    Me cuesta creer que esté Florentino Pérez detrás de el suceso que narra en su blog, sr. Calderón, a mi me parecería impropio de una personalidad de tal relevancia que perdiera su tiempo y fuerzas en estos asuntos y no se centrara en lo que debería de estar más centrado, el problema de Florentino Pérez es Florentino Pérez.

  3. Uno q pasaba x aki

    Algunos gastan tantas fuerzas en unas cosas que luego se quedan sin fuerzas para otras, ya sea Iberdrola, el Madrid, etc. De verdad, ¿tan duro es el enfrentamiento por presidir el Real madrid? ¿Acaso eso es madridismo o algún tipo de valor que poner como ejemplo? ¿No sería mejor hacer el bien y perdonar u olvidar los enfrentamientos? Yo creo que todo esto es absurdo y me parece impropio siendo la personalidad de que se trata

  4. ¿Para qué ocultarlo señor Calderón? Todo el mundo sabe quién es el parásito social que las mata callando que anda detrás de todo esto. Florentino Pérez Rodríguez.

    Ya lo dijo en su día. “No voy a parar hasta destruirlo” (Por usted)

    Quien a hierro mata a hierro muere el señor Pérez acabará muy mal parado, repudiado por los madridistas que poco a poco van saliendo de la caverna y se van dando cuenta de las verdaderas intenciones de este señor.

Comentar

Moderación activada. No es necesario volver a enviar su comentario.